domingo, 16 de noviembre de 2014

•arcillas y barros•


Hace una semana comenté en mi instagram @nasei, que os iba a contar unos de mis trucos de terapia cosmética a la hora de trabajar con barros o arcillas. La diferencia entre ambos productos viene dada por su origen, tipos de minerales, la materia orgánica del suelo...

En el caso del mar muerto, la alta salinidad hace que este producto destaque por ser rico en magnesio, calcio, sílice, sodio y potasio, entre otros, por lo que se le atribuyen estupendas acciones beneficiosas a la piel, realizando funciones de detoxicación, limpiadoras y reparadoras.

Las arcillas, por su parte, se clasifican según su color y composición química: arcilla blanca, verde y rosa.

La blanca, o también llamado caolín, que uso mucho en cabina, tiene unas cualidades que la hacen idóneas, sobre todo, para tratamientos rejuvenecedores, pieles muy sensibles con rosacea o couperosis, dermatitis... y calmantes de la piel en caso de dermatitis.

La verde, es la más astringente, trata sobre las impurezas de la piel, es antibacteriana, desinfecta, desinflama los granos causados por el acné... y tiene la cualidad de devolver agua al rostro y eliminar el exceso de agua. Yo le llamo la balanza de las pieles mixtas.

La arcilla rosa por su parte, es gran movilizadora de la circulación sanguínea, por lo que oxigena mucho, y yo siempre la uso en pieles apagadas, grisaceas y cetrinas, o incluso para las fumadoras, por su acción iluminadora en estos casos.

Lo genial de todo, es personalizarla con aceites esenciales, aguas, infusiones...




Ahora que os explicado la diferencia entre ellas, comparto mis recetas preferidas. Son aquellas que realizo en el "ritual Nasei", un super tratamiento facial que he diseñado durante el verano y que lleva un mes en carta. En este ritual he unido las mis técnicas de terapia y masaje preferidas junto a lo mejor de los extractos de flores, plantas y hierbas que nos proporciona la madre tierra. Y siempre con productos de cercanía.







Mascarilla facial purificante

En este caso queremos matificar la piel de los rostros mixtos a grasos, por este motivo uso productos que ejercen esta acción pero de manera suave y nada agresiva como los productos convencionales.


-un puñado de tomillo seco
-100ml de agua marina*
-2 cucharaditas de postre de barro de mar muerto/arcilla
-1 gota de aceite esencial de lavanda
-1 gota de aceite esencial de salvia
-1 gota de aceite esencial de limón

Hacemos una infusión de tomillo, que dejaremos reposar 10 minutos.

Colamos la infusión y en un cuenco, añadimos la arcilla o barro del mar muerto, y le agregamos lentamente un poquito de la infusión de tomillo (lo que sobre lo reservamos). Mezclamos hasta que la mezcla sea más o menos la de "chocolate a la taza". Por último añadimos los aceites esenciales.

Con el rostro limpio, exfoliado y tonificado con nuestra infusión de tomillo, nos aplicamos la mascarilla que dejaremos actuar no más de 10 minutos. Aclaramos con agua tibia, nos aplicamos la infusión de tomillo y por último nos aplicamos nuestra crema hidratante habitual.




Mascarilla calmante y nutritiva

Pieles muy sonrosadas, secas, descamadas por este tiempo de frío y calefacción, rosacea y dermatitis.

-2 cucharadas de postre de arcilla blanca
-1 cucharada de manteca de karité pura**
-1 chorrito de aceite de almendras
-1 gota de aceite esencial geranio
-1 cucharada de agua de rosas


Primero fundimos la manteca de karité. Para ello realizamos un baño maría sencillo: colocamos un cuenco grande con un poco de agua muy caliente en su base, y dentro introduciremos otro más pequeño con el karité. Una vez fundido, y sin sacar el cuenco pequeño del grande, para aprovechar el calor, añadimos la arcilla, y el aceite de almendras con mirra.

Nos quedará una mezcla pastosa, por eso es importante remover energicamente y mantener el calor. Por ultimo añadiremos el agua de rosas, removeremos y aplicamos directamente. Yo esta mascarilla, la dejo actuar lo máximo posible, como unos 20 minutos. Aclaramos bien, tonificamos con agua de rosas y aplico un serum en aceite a la piel.





* En este caso he usado el agua de mar de Ibiza y Formentera, por su alto nivel en azufre, ideal para combatir el acné.

**La manteca de karité que yo uso es la de Henna Morena, sin refinar, de comercio justo y con todas sus propiedades. Descarta aquella que sea muy blanca, no huela o huela a aromas sintéticos. Hay mucha publicidad engañosa al respecto.

viernes, 24 de octubre de 2014

cilantro, lo amas o lo odias



La gente parece que se ha vuelta fans del cilantro, solo falta ir a un restaurante y que te sirvan sopa de cilantro, de segundo albóndigas de cilantro y de postre un flan de cilantro, o ya de paso... cilantro con leche.

Mira que me gustan las hierbas, especias... y demás coleguis... pero con las hojas frescas del cilantro no puedo. Allá donde esté, me fastidia el sabor de la comida. Sabéis la careta de la película de Scream? Pues esa cara se me queda a mí cada vez que me lo encuentro! Creo que me parece menos repugnante comer jabón. Mirad lo que os digo!






Así que indagué en el tema, y resulta que no soy una rara. Ni tu, ni yo. Que se que a ti tampoco te gusta. El problema de tal rechazo a su sabor se encuentra solo en sus hojas, y no en las semillas (que yo si que las he usado alguna vez y su aroma me encanta), que es donde se concentran los compuestos aldehidos. Pura perfumería. O pura química, allá como lo quieras interpretar. Y por supuesto las papilas olfativas... junto a tu amiga la pituitaria. Vamos, que las moléculas odoríferas de esta planta... son telita marinera!





El aceite esencial de esta planta, que lo contienen sobre todo en sus hojas, está formado por unos 40 componentes diferentes, con un 82% de aldehídos, unos compuestos orgánicos presentes en muchos productos naturales y que son muy utilizados para fabricar cosmética, perfumes o esencias.

Es como el jazmín, o lo amas, o te huele a señorona. Pues con el cilantro parecido. Así que con esto ya dicho, y sintiéndome menos rara (tu también ahora), ya tenemos una frase muy bonita "a mi dame el perejil de toda la vida"


domingo, 21 de septiembre de 2014

Dormir slow, dormir sano


A todos nos gusta los lugares bonitos, los detalles y el buen comer. Y precisamente es lo que yo busco en mis escapadas y vacaciones.

La belleza y el cuidado comienza por ser feliz, por no estresarse, ni sentirse incomodo y dormir bien. Por eso, cuando viajo, le presto muchísima atención a donde alojarme. Porque como dice mi madre, "para dormir en un sitio mal, me quedo en mi casa".

Hoy os presento dos lugares, dos hoteles, en dos sitios totalmentes distintos. Dos estilos, pero una misma filosofía: slow.

El primero en esta entrada. El siguiente lo haré en un par de días.

A lo que iba, en julio fui a Barcelona como de costumbre a ver a mi chico, y para salir del bullicio de la ciudad condal, nos fuimos hasta Girona. Qué preciosidad de calas y de costa! Además del clima, que aquí en el norte es difícil encontrarse con lorenzo muchos días seguidos.

Estuvimos recorriendo Palafrugell, Sant Peré Pescador, L'escala...

Para alojarnos decidimos irnos hacia el interior. Casa Migdia fue nuestra mejor elección. Un hotel rural ubicado en Sant Jordi des Valls.

Puede que por fuera no te diga nada, pero en cuanto cruzas el umbral, todo cambia. Es un lugar mágico.






Las habitaciones son preciosas, un estilo mediterráneo desbordante, frescas, blancas y con una cuidada decoración. Su baño con patio privado, bañera antigua y su suelo hidraulico me enamoró.






En su patio tienen una pequeña piscina donde refrescarte, y donde cenamos a la luz de las velas, con productos locales y de la huerta; una ensalada de verduras orgánicas y una exquisita lubina.

Esa noche dormí como hacía tiempo que no lo hacía. Será la magia del mediterráneo...





lunes, 4 de agosto de 2014

Summer Basics



Volar y llevar mochila a veces parece incompatible, pero es mucho más fácil de lo que parece. Lo importante es organizarse, y yo de esto ya parece que voy teniendo un poco más de experiencia... que al principio era capaz de llevarme media casa para tan solo 3 días.

Lo más importante es llevar productos multiuso, dejando los específicos en casa para la vuelta del viaje.

Aquí el tamaño sí importa, por lo que si no quieres que el del arco de seguridad del aeropuerto, te tire a la basura tus preciados tesoros cosméticos y se te quede cara de tonta, lee este post, porque seguro segurísimo que te puede interesar:


Moa the green balm

Hace ya más de cinco años que lo traje a Nasei, y cuando aquello, Moa era un bálsamo totalmente desconocido, cuya fórmula originaria era de una familia de Islandia (esto no te lo han contado eh). Traerlo a Bilbao fue toda una odisea! Pero con mucho empeño lo conseguí, como me ha ocurrido con muchas marcas en las que fui pionera en introducir en el país. Ahora como todo, lo lanza una blogger de moda o tienda online, que lo ha descubierto hace dos días y parece que ha descubierto Roma. A buenas horas! Lo que llevamos usando Moa...







A lo que iba, sirve para limpiar, para nutrir, reparar, proteger y un largo etc, que ya conocéis, y sino os dejo aquí el link donde cuento todas sus utilidades.

Además su botecito de 15ml usado a diario dura casi un mes.



Jabón campestre Nasei

Diseñado para lavarte cara y cuerpo en el mismo espacio-tiempo, y con una alta concentración en aceite de oliva y manteca de cacao que nutre tu piel, de tal manera que puedes prescindir de crema corporal y/o aceite tras el aclarado.
Al llevar ingredientes tan sumamente naturales, es biodegradable y puedes usarlo sin miedo en medios acuáticos (estanques, ríos...)







Champú de henna y naranja de Henna Morena

Con el sol, el cloro de ciertas regiones, y el agua del mar, reseca nuestro cabello, mostrándolo poroso y sin brillo. Con este champú conseguirás repararlo y protegerlo de ese tipo de agresiones.
Aquí el tamaño de 100ml habla por sí solo. Dura, dura y dura...


Spf 50 de anthyllis

Un solar que me encanta para cara y cuerpo, y que cunde mucho mucho. Con filtros físicos de dióxido de titanio y oxido de zinc, este último uno de los más recomendados, ya que nos protege de los nocivos rayos UVB. Es para bebés y niños, pero como es un envase de 100ml y tiene un filtro SPF50, pues es estupendo para ir donde vayas.





Skin food de Weleda

oh no! Me he vuelto a quemar la frente! Esta crema es mano de santo, aplicar por la noche en todo el rostro o en la zona afectada, y déjala actuar. Mañana por la mañana tu piel será otra.






sábado, 3 de mayo de 2014

desde el aire


Para cuando me leas espero haber puesto pies el tierras catalanas, porque ahora mismo me encuentro en pleno aire rebasando cielo vasco. Tengo 50 min de vuelo, asi que mientras me enchufo mi lista "Dj Lorelain vol I" y para no aburrirme como una sardina(que no se si realmente se aburren) me dispongo a poneros un poco al día de lo que se acontece en Nasei... mira tu que huecos aprovecho. Y es que tengo un poco olvidado este blog. Como dirían las abuelas: lo tienes dejado de la manos de dios!

Asi que para que no se me riña... voy a ver por donde empiezo... os conté que hemos actualizado la web?

Anoté todas vuestras sugerencias y me puse manos a la obra con mis siempre colegas de Irekisoft. El diseño del nuevo logo es obra de la artista Rocio Olmo, con la que me encuentro inmersa en un nuevo proyecto muyyy veraniego. Desde aquí aprovecho para decir, que por favor, no nos plagéis, que es muy feo, denota mal gusto y carencia de personalidad. Ale ya lo he gritado a los cuatro vientos! Qué ganas tenía!



Por otro lado el mes que viene, nos encontrarás en Bioterra, la feria ecológica de Irún. Repetimos experiencia, ya que a pesar de ser unos días agotadores y de mucho, mucho trabajo, el subidón que tiene mostrar Nasei ante tantísima gente de aquí y de Francia, es una de las sensaciones a nivel profesional más gratificantes que se puede tener.

Por si fuera poco daré  una ponencia!! Ya os avisaré con antelación para que vayáis, y hacer que me escucháis ;p

También he elaborado dos nuevas velas. Una huele a higuera y otra a perfume de tocador. Lo que me ha costado crear el aroma! Creo que mi pituitaria rebosa de jazmines, rosas de todas las familias y continentes, y esencias que completan el abecedario. La madre del cordero, que dificil tarea tiene que ser la del perfumista.


El estudio va tomando forma, y esos más de 130 aceites esenciales que llevo recopilando desde hace ya más de diez años, de todos mis viajes (otros me los trae mi querida Cris de Alemanoa, más maja ella) ya han encontrado un lugar donde vivir comodamente, ordenaditos y listos para dar un uso.



Mierda pequeña turbulencia!! (Cara terror del wathasapp)

Ya se ha pasado.

Sigo con lo mío.

También ha nacido un nuevo tratamiento: "elixir de belleza facial", a base de flores de bach y aromaterapia. Es un facial de una hora de duración de efecto antiaging, para todo tipo de pieles, ya que es personalizable dependiendo del estado de tu piel y tu estado mental en ese momento. Equilibrio cuerpo y mente. Suuuuuper importante.
Reafirma, nutre, hidrata, equilibra el nivel de agua de la piel, es antioxidante, iluminador y relajante. Ahí es nada! Yo lo recomiendo como cura cutánea en estas fechas y luego volver a repetirlo en el otoño. La diferencia tras salir de la cabina es asombrosa, y sobre todo ese día duermes como un lirón gracias a todo el concentrado beneficioso que absorbe tu piel y viaja por todo el torrente sanguíneo. Es el poder de las plantas y las flores. Querida sabia madre naturaleza.



Uyyy! Que ya he llegado, qué bien. Sana y salva! Hasta otra!

Para más aventuras como esta y a diario, sígueme en instagram como @nasei y en twitter @naseibelleza